Fene está ubicado en la provincia de A Coruña, en la ría de Ferrol. Su principal actividad económica durante la segunda mitad del siglo XX fue la construcción naval. En la actualidad el municipio se esfuerza por diversificar poco a poco su economía, atrayendo nuevas actividades económicas.

Fene posee una de las más numerosas y ricas muestras de arquitectura indiana del país, muestra que se concreta en numerosas viviendas particulares, repartidas por sus ocho parroquias, que reproducen el estilo arquitectónico de la América Latina de finales del siglo XIX y principios del XX. La principal muestra de arquitectura indiana en Fene la constituye, sin duda, la vivienda conocida como Casa de la Maleta, una original obra de arte situada en Barallobre y rematada por una cúpula abierta, sobre la que se levanta una estatua de su antiguo propietario acompañado de su maleta y desde la que se puede apreciar una de las mejoras vistas de la Ría de Ferrol.

El Ayuntamiento de Fene ha trazado y señalizado un camino, («Ruta de la Arquitectura Indiana»), que lleva a través del municipio, pasando por algunas de las más interesantes y representativas. Además, se pueden encontrar parajes naturales de enorme belleza, en los que disfrutar de las aguas tranquilas de las rías de Ferrol y Ares o del ambiente autóctono del bosque atlántico en las fragas del Río Belelle.

En la ría de Ares están las playas de Río Sandeo, Coído, Almieiras y Río Castro, todas ellas en la parroquia de Limodre. En la ría de Ferrol destacan los muelles de Maniños y Barallobre, antiguos centros económicos del municipio. A sus pies se ubicaban las industrias de salazón y curtidurías, de las que vivía el municipio hasta la explosión del naval. Hoy son tranquilos parajes en los que fondean las embarcaciones los mariscadores locales.

Por último, en la parroquia de Sillobre encontramos el Monte Marraxón, el paraje más natural y quizá más notable de Fene. Desde la cumbre de Coto del Rey (354 m), la mayor altitud de toda la ría de Ferrol, se aprecia una de las mejores vistas de esta bahía. Si el cielo está despejado, además de la propia ría, se puede divisar al Sur la ciudad de La Coruña y, al norte, el Océano Atlántico, junto con la zona de Valdoviño.

Mientras que la ladera Oeste del Marraxón da a la Ría de Ferrol, por la Este discurre el Río Belelle, que sirve de frontera natural con el Concello de Neda. Por la ribera de Fene serpentea un sendero que nos adentra en una de las reservas de bosque atlántico (fraga) mejor conservadas de Galicia.

VALORACIÓN DEL JURADO

En general, se aprecia el valor que se da a la diversidad botánica en sus espacios verdes y a las de nueva plantación. Cuenta con agradables y cuidados parques repartidos por la ciudad.

Cuestiones destacadas:

  • Se ha aprovechado la ribera del río Cádavo para dotar a la ciudad de un bonito parque lineal y se ha ajardinado de forma sencilla y adecuada la zona litoral.
  • Atractiva propuesta para el cementerio municipal, que se ha convertido en un amplio y agradable parque en el que se integran a la perfección las construcciones fúnebres y la vegetación.
  • Esfuerzo por extender el cuidado por el paisaje a las aldeas periféricas, más allá del núcleo urbano principal.
  • Sorprenden las restauraciones del patrimonio cultural, como los molinos, y el tacto con el que se trata a la vegetación autóctona en las zonas ajardinadas anexas. En este aspecto resultan muy interesantes las iniciativas de gestión de los helechos autóctonos de cara a su recuperación y conservación.

Fene


Galicia (A Coruña)
Población: Fene
Flores: 2