Leiro es parte de la hermosa comarca del Ribeiro. Es una tierra de confluencias maravillosas: entre las Sierras del Faro y Suido a las que dan vida los ríos Miño, Avia, Barbantiño y Arnoia. Solo en la región se cultivan 3.000 hectáreas de viñas. Las laderas son racimos de parras cuidadas y reverdecidas, en mitad de un clima seco y cálido en verano.+

Se encuentra a medio camino entre las localidades de O Carballiño y Ribadavia. Es uno de los destinos  más populares para el turismo rural, con su paisaje de viñedos característico de una comarca dedicada al buen vino, la de O Ribeiro, y con mucho patrimonio que conocer.

La primera aproximación a Leiro pasa por visitar el Monasterio de San Clodio, un cenobio medieval cuyo origen se sitúa en torno al s. VI aunque hasta el año 928 no hay documentos que acrediten su existencia. San Clodio nació para acoger a una comunidad mixta de la Orden Benedictina, pero en el s. XIII se unió a la Orden del Císter, justo en una de sus mejores etapas, la de mayor esplendor.

Tras una fase de decadencia absoluta, el monasterio pasó a manos de la Congregación de Castilla. Esto sucedía en 1536 y supuso la reconstrucción del edificio casi en su totalidad; hasta que en el s. XIX, con la desamortización de Mendizábal, fue expropiado a la Iglesia y cayó en el abandono.

En la actualidad, tras la rehabilitación llevada a cabo por la Xunta de Galicia, funciona como alojamiento de cuatro estrellas, gestionado por la cadena hotelera Eurostars, con varias salas para la celebración de eventos.

En cuanto al patrimonio destacan también los puentes como el puente medieval de San Clodio, de gran belleza, que cruza el río Avia. Bien de Interés Cultural y Monumento Nacional desde 1981, el puente tiene varios arcos y un crucero con capitel de estilo jónico.

No hay mejor zona en Leiro para caminar sin prisa que el Paseo Fluvial O Salgueiral, muy frecuentado por los vecinos de la zona y alrededores. En él se encuentra otra de las atracciones de Leiro, su puente colgante. Cruzando el río Avia, esta moderna pasarela metálica pintada de blanco destaca sobre el verde natural de la vegetación.

Forma parte de una ruta de senderismo que une la pequeña aldea de Pazos de Arenteiro con la villa de Ribadavia, y en sus proximidades hallamos una pequeña playa fluvial, elemento muy socorrido en los calurosos veranos de Ourense.

No muy lejos de este se encuentra el Ponte das Poldras, quizá una de las imágenes más representativas de Leiro, una pasarela de piedra que une O Salgueiral con el Campo da Feira.

No hay mejor zona en Leiro para caminar sin prisa que el Paseo Fluvial O Salgueiral, muy frecuentado por los vecinos de la zona y alrededores. En él se encuentra otra de las atracciones de Leiro, su puente colgante. Cruzando el río Avia, esta moderna pasarela metálica pintada de blanco destaca sobre el verde natural de la vegetación.

Forma parte de una ruta de senderismo que une la pequeña aldea de Pazos de Arenteiro con la villa de Ribadavia, y en sus proximidades hallamos una pequeña playa fluvial, elemento muy socorrido en los calurosos veranos de Ourense.

No muy lejos de este se encuentra el Ponte das Poldras, quizá una de las imágenes más representativas de Leiro, una pasarela de piedra que une O Salgueiral con el Campo da Feira.

 

Leiro


Galicia (Ourense)
Población: Leiro
Flores: 1